Real Time Web Analytics UnAngel | Blog de Poesía | Palabras volando a ras de piel.

Se acerca el Invierno

Lo siento, lo tiemblo,
se acerca el invierno,
con sus garras de hielo
arrasando mi piel.

Deslizo
mi corazón
bajo tus sueños,

por sentir,

el calor
de tu mirada
en mi interior,

el sabor
de tu sonrisa
radiante,

los besos tiernos
que sólo tu
puedes darme.

Quisiera
envolver mi piel
con tus caricias,

por sentir,

la luz
de entre tus dedos
brotando en mi,

en el mar
de tus ojos
bañarme,

y en la orilla
de tu vida
Encontrarte.

Lo siento, lo tiemblo,
se acerca el invierno,
y tu piel es el refugio
al que debo ir.

Deslizo
mis labios dulces
entre tus besos,

por sentir,

que ni el viento
ni el largo invierno
me robarán,

lo que tus ojos
tejen en mi alma
con tus sonrisas,

ni el manto cálido
de luz azul
de tu mirar.

Entre los pliegues
del tiempo guardo
el que me regalas,

por sentir,

que nace el Sol
en cada latido
de tu mirar,

que las tormentas
me son ajenas
yendo a tu lado,

que de tu mano
el invierno es solo
un día gris.

Mar

Sonrío,
y mi corazón se eleva
envuelto en tu suave brisa.

Sonrío,
y mi mirada se llena
de zafiros de tu piel.

Sonrío,
y mecido por tus olas
danzan tu alma y la mía.

Sonrío,
y en mis labios con tu espuma
dejas besos de cristal.

Sonrío,
y a la luz de las estrellas
vistes de diamantes mi piel.

Sonrío, Mar, junto a tu vera,
y en los rizos de tus olas
juegan mis sueños a amar.

Descalzo

Por los cristales tiernos
de tu amor roto
anda descalzo
mi corazón.

Sonries

Sonríes,
y se esconden las estrellas
al ver tu risa brillar.

Sonríes,
y mi luz se torna azul,
del azul de tu mirar.

Sonríes,
y en las noches de tus labios
quieren los míos morar.

Y en el brillo de tu risa,
y en el azul de tus ojos,
y en las noches de tus labios,
mi corazón se derrama
a cada paso que das.

Y es mi corazón quien vive,
y es mi corazón quien goza,
brillando de dicha en tu risa,
ahogado en el mar de tus ojos,
muriendo por tus labios besar.

La Musica del Corazon

… y mi corazón
se detiene
a escuchar.
Crece,
y se expande,
hasta que no cabe más,
y se derrama,
por mis mejillas,
y mi alma…

Parece ser que los sonidos no corresponden a ningún idioma como tal, ni tienen traducción a ellos, sino que los ha creado como vehículo especial de sentimientos; una suerte de idioma del corazón.

Ahora lo entiendo mejor.

Tropezar

Tropezó
mi corazón
en tu mirada
y al levantar
faltó un latido
en mi existencia
y yo cargaba
una sonrisa más.

Volar

Salté el abismo
hacia tu risa,
salté deprisa
sin preguntar,
si era a mi
a quien se abría
esa sonrisa
de par en par.

Y en ese vuelo
hollé la dicha,
y en cada brillo
de tu mirar.

Nadé entre nubes,
ardí entre fuegos,
y entre tus dedos
tejí mi piel,
bebí del viento
que te rodea,
y ante tus ojos
creí nacer.

Salté deprisa,
sin preguntar
si tenía alas
para volar.

Miradas

Funde
tu mirada
mi corazón…
como un beso
al rojo vivo
mi piel.

Eternidad

Mi nombre
en tus labios
detiene el tiempo,
mi piel en tu piel
se abre paso
a la eternidad,
tu amor
en mi corazón
me vuelve inmortal.

Tu Voz

Vibra tu voz
acariciando mi oído,
y la escala de Richter
se queda pequeña
para medir
el terremoto
de mis sentidos.

Sobre las ruinas
del amanecer
los ecos delatan
al epicentro,
en mi corazón.